Certificaciones Logotipos de calidad
Instalaciones Instalaciones de Kelsen El proceso productivo de Refractarios Kelsen S.A. comienza por el Control de recepción de las Materias Primas necesarias para la fabricación del producto, para verificar el cumplimiento de las especificaciones exigidas, tanto si provienen de recursos propios (sinter de Dolomía) como de ajenos (Magnesitas, olivinos grafitos, Bauxitas, corindones, chamotas, silices, silicatos de circonio, cementos, breas y alquitranes, resinas, y otros aditivos).

Una vez verificado el cumplimiento de las especificaciones se procede al molido y cribado de aquellas Materias Primas recibidas a granel mediante tres diferentes líneas de molienda que evitan contaminaciones entre Materias Primas con un total de cinco molinos y cribas. Las Materias Primas que no necesitan molienda junto con las molidas y clasificadas son introducidas en los silos de dosificación correspondientes. Durante éste proceso se realizan los controles de calidad necesarios para el aseguramiento de las granulometrías establecidas para cada silo.

El proceso continúa con la dosificación automática y mezclado de los diferentes componentes (áridos, ligantes y adiciones) en tres líneas de pesaje independientes con un total de cuatro mezcladoras lo que permite producir una amplia gama de productos, tanto conformados como no conformados, básicos (Dolomía o Magnesita) como no básicos (sílice, circonio, alúmina), y aglomerados tanto con brea como con resinas o ácidos. Periódicamente se realizan los controles granulométricos establecidos.

Para los productos conformados el proceso continúa con el prensado de la masa previamente mezclada. Para ello se disponen de cinco prensas hidráulicas, tres de ellas de 1600 T y dos de 2000 T, dotadas de robots que evitan la manipulación de los ladrillos. A pie de prensa se realizan los controles dimensionales y de densidad que garantizan la correcta realización de la operación de prensado.

En el caso de ser necesario, el proceso continúa con el curado o temperizado de los ladrillos en un moderno horno de temperización que permite incinerar los volátiles provenientes de los ligantes utilizados en el proceso de prensado, evitando de éste modo los problemas de emitirlos a la atmósfera de la acería durante su precalentamiento.

Una vez finalizados los ladrillos se paletizan mediante dos robots y se embalan y etiquetan en la línea de embalaje, recogiéndose las muestras para analizar en el laboratorio previamente a su expedición.
Belen Industriagunea, 1 - 20150 Aduna (Guipúzcoa) - Tel: +34 943.69.60.99 - Fax: +34 943.69.17.77 - Email: refractarioskelsen@calcinor.com - Kelsen 2011

Utilizamos cookies para mejorar su experiencia de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su utilización.

Nota Legal